Nuestra responsabilidad como profesionales

Nuestra responsabilidad como profesionales

Son tiempos difíciles. Eso nadie lo duda. Ya sea por la pandemia en sí, como por sus efectos socioeconómicos. Todos tenemos clara la actitud de seguir hacia delante. No parar nunca. Ponerle una sonrisa al mal tiempo. Siempre.

También sabemos y estamos hartos de leer y escuchar que hay que aprovechar la oportunidad, que es una situación única. Sin embargo, hay un detalle que creo que debemos recordar y asumir en estos momentos.

En su primera película (1948), Superman se muestra feliz ayudando con sus poderes, únicamente, a sus padres adoptivos y a sus vecinos. Será su padre adoptivo quien le diga que tener grandes poderes implica una gran responsabilidad. Tras ello, Superman decide dedicarse a ayudar a toda la humanidad.

Creo que algo parecido nos ocurre a los que trabajamos para otras empresas ayudándoles y asesorándoles en su día a día. Tenemos que ser conscientes, en estos momentos tan difíciles, de la responsabilidad que tenemos como referentes para muchas empresas.

Me gustaría recordar la propia responsabilidad que tenemos como profesionales. De nosotros depende el futuro de muchas empresas que, ante esta situación tan traumática, no saben cómo reaccionar ni por cuál tecnología o estrategia apostar. En su mayor parte, se encomiendan con los ojos cerrados a profesionales que les permitan superar esta crisis.

Esta pandemia ha acelerado el proceso que veníamos realizando de Transformación Digital de las empresas. Algunas ni siquiera se lo habían planteado cuando, de repente, se vieron inmersas en un frenético estrés de supervivencia. De nosotros depende, en parte, que esas empresas puedan superar esta coyuntura. Asumamos esa responsabilidad como corresponde.

Considero que en estas circunstancias debemos aportar no solo la profesionalidad que venimos desarrollando, sino que también es necesario añadir el factor humano con más intensidad que nunca. Aportemos un extra de ilusión, motivación y sobreesfuerzo. Todos nos jugamos mucho, no solo ellos.

Somos el apoyo de muchas empresas. La esperanza de muchos proyectos. La ilusión de muchas ideas.

Tengámoslo en cuenta.

Hagámoslo posible.

Ayudando a la PYME

Deja una respuesta